Ya Espectáculos

Bomba

Marian Farjat confesó que le ofrecieron plata por sexo: “Quería un trío con mi hermana”

Marian Farjat está atravesando un buen momento en lo laboral y junto a su hermana Yasmín, la rompen noche a noche en los boliches pasando la mejor música.

Sin embargo, la rubia sorprendió en una entrevista al confesar que “un amigo me llamó y me dijo que tal persona, un empresario que no voy a nombrar, me quería a mí y a mi hermana para un trío sexual”.

“Quería estar 40 minutos con las dos y nos daba 100 mil pesos”, agregó en charla con la revista Paparazzi.

“El empresario ya había estado con dos hermanas de la farándula, muy conocidas, y que su morbo son las hermanas”

“Enseguida le dije a mi amigo que Yasmín me iba a decir que no. Este amigo me contó que el empresario ya había estado con dos hermanas de la farándula, muy conocidas, y que su morbo son las hermanas”, agregó.

“Le dije que lo iba a consultar y, como era de esperar, Yas me dijo que no. Yo le dije: “Yasmín, estuviste con cada muerto gratis, cada bagarto te comiste, y ahora no querés esto, cincuenta para cada una… es un ratito, sos mi hermana, ni nos vamos a tocar nosotras, nos reímos”, contó Marian.

“Me dijo que le parecía un asco y no quiso. A mí me chupa un huevo, además era con ella, pero Yas es muy… no sé, somos el yin y el yang. A ver, yo no te voy a negar que lo pensé, no soy prostituta, pero en este caso puntual, un ratito, por tanta plata, con mi hermana que nos íbamos a reír y esta crisis que nos afecta a todos… nunca me acosté con alguien por plata, sí algún chongo me hizo regalos, pero plata, tipo prostituta, nunca. Te repito, me gustó este caso puntual”, comentó Farjat.

Luego se refirió en como quedó su relación con su hermana tras esa propuesta indecente: “Ella no entiende, es de otra época. En Europa es muy normal que el hombre le haga regalos caros a una mujer. Acá no es tan normal, lo relacionan con la prostitución. Yo estuve en Ibiza y lo ves. Pasa todo el tiempo. Nos perdimos la plata, porque no quería conmigo solamente, quería a las hermanas. Te repito, para que quede claro… me gustó más el jueguito y que encima nos paguen. Yo nunca necesité prostituirme por plata. Trabajo, me mantengo solita, tengo mi autito, vivo bien. Mis viejos todo el tiempo me ofrecen plata, pero no la necesito. No quiero nada de nadie, necesito que me dejen ser y vivir mi vida”.

Además Marian confesó que no es la primera vez que recibe una proposición de esa índole: “Tuve miles de propuestas. Pero todos unos secos, la música me deja más plata (risas). No me dedico a eso, fue ese caso puntual con mi hermana, te lo repito.”

Dejar un Comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top